Sara Durand Cercas

Mandala, un término en sanscrito

La palabra mandala proviene de un término en sánscrito, una antigua lengua que se hablaba en la India y que hoy se conserva gracias a algunos textos sagrados. Su significado es círculo sagrado, y simboliza el centro de todo, alrededor del cual giran el resto de las cosas.
No hay una fecha fija en la que se pueda decir que comenzaron a utilizarse. Ya en el antiguo Egipto se utilizaban para ayudar a la meditación, encontrar la armonía y cambiar las energías.
Hasta los indios americanos los pintaban en sus ceremonias, de los que parecen haber salido los populares atrapasueños. Y por supuesto, los mandalas de Buda procedentes del Tibet y otras regiones de Asia, que aún hoy están muy extendidos, tienen una gran antigüedad.